martes, 8 de marzo de 2011

Una chica especial.

Me encantaba cuando mi nombre se le deshacía antes de rozarle los labios, al decirlo en voz alta. Me ponía los pelos de punta.

- Frank.

Habría pasado años masticando aquella sensación, pero ella a penas me dejaba saborearla antes de llenarme la boca de sueños disueltos en saliva.
Se apretaba contra mí y se me encajaba clavándome la cadera, para hacerme un poquito más suyo. Entonces sí que me entraban ganas de hacerle el amor.

- Irene -. Le susurraba yo. Y ella cerraba los ojos un momento, antes de empezar a quererme para siempre durante un día más.

13 comentarios:

  1. Qué tierno, de ahí el merecido premio :D

    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  2. "antes de quererme para siempre durante un día más", es como si todavia quedara esperanza :)
    (llamandome irene solo he podido sentirme identificada con esto!)

    ResponderEliminar
  3. Guauguauguau! qué sensación ^^

    Me ha encantado eso de " llenarme la boca de sueños", "se me encajaba clavándome la cadera, para hacerme un poquito más suyo. Entonces sí que me entraban ganas de hacerle el amor".

    Un besito

    ResponderEliminar
  4. A veces los nombres se deshacen cuando se susurran. A veces las caderas juegan a hacerse las interesantes. A veces los sueños nos llevan más allá de nosotros mismos. Es el momento de la magia, y no hay que dejarlo pasar.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  5. que bonito es eso de tener a alguien al quien querer

    :)

    ResponderEliminar
  6. Que manera más bonita de quererse, la verdad.

    Y muchisisisisisiismas gracias por el premio, en serio, me ha hecho muchísima ilusión :D

    ResponderEliminar
  7. Me encantan tus textos, transmites sentimientos de forma original, sugerente, y muy bella :)

    Muchos besos!

    ResponderEliminar
  8. Porque tu nombre siempre es el mismo pero no siempre suena igual. Así sí que merece la pena que nos llamen a susurros o a gritos, pero que sea esa voz diciendo que un día más nos quiere.

    Un beso, y una vez más, me gusta encontrarte por mi blog y también a tus preciosos zapatos.

    ResponderEliminar

A tí también te haría ilusión que te dejaran un comentario, ¿no? :)